Empujones en la gira del líder nacional del PRI

Osiris Muñoz /

Xalapa, Ver.- Entre empujones y zafarranchos se realizó la primera presentación del dirigente Nacional del Partido Revolucionario Institucional (PRI) Enrique Ochoa Reza.

Abordo de camiones desde las 14:00 horas, cientos de personas arribaron al salón de eventos Ónix de esta ciudad capital, con el propósito de ocupar uno de los primeros lugares, para poder estar de cerca de su dirigente.

Armados con celulares, matracas y batucada, en menos de una hora se llenó el recinto donde se concentraría la autoría de la militancia y simpatizantes priistas.

Después de más de tres horas de espera, alrededor de las 17:00 horas, hizo acto de presencia el líder nacional, quien iba a acompañado por el dirigente estatal de PRI Amadeo Flores Espinoza.

También figuraron senadores, diputados locales y federales, alcaldes, líderes de organizaciones campesinas y funcionarios del gabinete estatal, quienes no dejaron de aplaudir cada vez que el dirigente alzaba la mano, haciendo referencia a la unidad.

“El buen juez por su casa empieza”, aseguró Ochoa Reza tras hacer uso del micrófono, palabra que sacó una que otra carcajada entre la militancia y los aplausos de simpatizantes.

Ante ello quien pidió a las autoridades de la Procuraduría General de la República, encarcelar a los gobernadores que cometieron actos de corrupción.

También, pidió que tanto gobernadores del PRI como del PAN sean investigados, y sí son culpables que sean castigados de acuerdo a la ley.

Acompañado por líderes nacionales indicó que a partir de hoy, Veracruz y el PRI inician una nueva etapa dentro del proceso de reconstrucción con miras a las elecciones del 2017 y 2018.

“Estoy muy contento de estar en Veracruz para iniciar los trabajos con los militantes y simpatizantes del PRI, nuestro partido requiere de una mejor cara”, dijo ante la ovación de miles de simpatizantes que se dieron cita en su primer acto público en Xalapa.

Asimismo exhortó a la militancia del PRI, poner un alto a las traiciones y deslealtades dentro del partido, pues insistió que es momento de aprender de los de los errores de la pasada elección que los llevó a perder la gubernatura.

Minutos después de su mensaje, el líder del PRI, hizo un exhorto a la unidad, asegurando que sólo así el PRI podrá recuperar el estado de Veracruz.

Más tarde, decidió ofrecer una improvisada conferencia de prensa a los medios de comunicación locales y estatales, sin embargo su protocolo de seguridad y logística, generó que la multitud se abalanzara hacia el líder, con el propósito de tomar la fotografía del recuerdo.

Esto provocó que los cuerpos de seguridad mediante empujones tuvieran que retirar a la gente, quienes no se cesaban en su objetivo.

Por su parte los diputados federales, y el senador, José Francisco Zorrilla tuvieron que salir por la puerta trasera con el propósito de evadir a los medios de comunicación.