Comando mata a 3 policías auxiliares durante asalto en Huauchinango

75

Huauchinango, Pue.- Tres elementos de la Policía Auxiliar del estado de Puebla murieron durante una balacera que se registró después a las 10:15 horas de este martes en el acceso oriente a la ciudad de Huauchinango, además que un empleado de la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol) se encuentra grave tras ser heridos.

De acuerdo con los primeros reportes, un comando de entre seis y siete hombres que llevaban los rostros parcialmente cubiertos, y quienes se transportaban a bordo de una camioneta color verde y un auto compacto color gris, dispararon contra la patrulla PA-69 de la Policía Auxiliar para robarles dinero del programa PROSPERA que iba a ser pagado a beneficiarios de la junta auxiliar de Atequexquitla en Xicotepec.

Los elementos de Seguridad Pública Estatal abandonaron las instalaciones de Bansefi, ubicadas en la esquina de las calles Corregidora y Ávila Camacho -frente al Mercado Municipal de Huauchinango-, sitio del que sacaron dinero para hacer los pagos a beneficiarios en esa comunidad xicotepense.

Los agentes viajaban en una unidad oficial, un Nissan Tsuru, con el número PA69 y placas de circulación TYC-1028 del estado de Puebla, que quedó perforada por decenas de impactos de bala al inicio del bulevar Betancourt de la cabecera municipal de Huauchinango.

Testigos refirieron que poco antes de llegar a la esquina del bulevar Betancourt y la calle Francisco P. Mariel, la camioneta verde se le cerró a la patrulla para impedir su tránsito, mientras que desde el vehículo compacto color gris descendieron varios hombres, quienes abrieron fuego contra la patrulla y sus ocupantes.

En el lugar perdió la vida Maximino Montes Cortés, de 30 años, en tanto que Narciso Hernández Gaspar, de 44, y Bernardo Ramírez del Ángel perecieron en el hospital. Gustavo Sanaja Estrada -empleado de la Sedesol- quedó lesionado y está reportado como grave.

Las balas perforaron la cajuela y los delincuentes sustrajeron el dinero que trasportaban, luego huyeron hacia el rumbo de la comunidad de Ocpaco, sobre un camino vecinal donde más tarde fue localizada la camioneta verde abandonada.

Algunas personas narraron que sobre el asfalto y junto a los autos estacionados quedaron casquillos percutidos de armas de grueso calibre, una metralleta y fusiles.

Policías municipales, ministeriales y elementos de la Marina Armada de México y del 70 Batallón de Infantería de la Secretaría de la Defensa Nacional, acordonaron la zona de la balacera hasta que los peritos de la Fiscalía General del estado llegaron a hacer las diligencias de levantamiento del cadáver del uniformado.

Leave a Reply